Guardas para baños y cocinas

En momentos de decorar la cocina o renovar el estilo de la decoración actual, un elemento a tener en cuenta que siempre viste y aporta color y elegancia tanto a los baños como a las cocinas, son las guardas.

Las guardas para baños y cocinas pueden realzar la apariencia del ambiente sin necesidad de grandes transformaciones sobre las estructuras, e incluso se pueden aplicar sobre el revestimiento ya existente.

Desde épocas muy antiguas hasta la actualidad las guardas han sido el elemento decorativo de sectores de baños y cocinas dando color, textura y creatividad en los ambientes, ya sea que pasemos por la antigua Grecia, los conocidos baños Romanos hasta civilizaciones bien actuales, las guardas han sido el instrumento para relatar una historia o simplemente para decorar un ambiente.


En los tiempos que corren las posibilidades se amplían pudiendo combinar listeles con guardas, motivos de mayor relevancia con simples diseños de color y texturas distintas, el objetivo será definir el estilo que deseas darle a tus espacios para seleccionar la decoración adecuada, utilizar la creatividad y animarse a la combinación de formas en el diseño.

Esta selección puede moverse dentro de las formas, la direccionalidad de las guardas, el tipo de dibujo o motivo principal, los diferentes tamaños que se pueden manejar dentro de una misma guarda respecto del motivo seleccionado, etc. sólo se debe tener presente que el material y motivo seleccionados sean armónicos con el material ya existente, ya sea que lo vayas a colocar en el baño o en la cocina…

Las guardas para baños y cocinas deberán presentar su característica de brillosas o mate en función a la cerámica ya existente, si hablamos de una cerámica rústica elegiremos una guarda mate, y para una cerámica brillosa buscaremos materiales para nuestra guarda como los cerámicos o el vidrio por ejemplo.

Si el ambiente es muy grande no es conveniente colocar una guarda muy pequeña, ahora bien si el modelo que seleccionamos es bien pequeño se pueden colocar dos guardas, separadas por una distancia proporcional al efecto visual que queramos dar.

En cuanto al color de las guardas se debe buscar un diseño que se presente en los colores de nuestro baño o cocina cuyos dibujos posean un par de tonos más subidos que la base para lograr resaltar los mismos del fondo, a su vez si se va a colocar un listel, éste deberá ser de un tono más oscuro que los dibujos para lograr enmarcarlos y dar una correcta terminación a la guarda.

Las guardas para baños y cocinas pueden realzar la apariencia del espacio sin necesidad de muchas remodelaciones y aplicarse sobre el revestimiento ya existente…


Tags: , , , , , , , , ,